Inicio Notas de Prensa Nace El Coleccionista, un nuevo concepto de coctelería oculto en el interior...

Nace El Coleccionista, un nuevo concepto de coctelería oculto en el interior de BiBo Madrid

549
0

· Este nuevo concepto abre hoy sus puertas en Madrid, como un nuevo universo de alta coctelería que se descubre con los cinco sentidos.

· Su propuesta líquida será la gran protagonista de este espacio en el que la tecnología y la investigación tendrán un papel fundamental a la hora de crear las elaboraciones.

· Además de una carta fija de 12 cócteles únicos, El Coleccionista contará también con alternativas muy exclusivas como tres ediciones limitadas y “El club de los 10”, una colección privada formada por un cóctel de botellas irrecuperables que solo estará disponible para 10 personas. 

Picasso dijo una vez “Todo lo que puede ser imaginado es real”. Bajo esta misma premisa, el Grupo Dani García trae a Madrid su primera coctelería, un espacio multisensorial inspirado en las galerías de arte y coleccionismo de antigüedades, y que estará oculto en las entrañas del restaurante BiBo de la capital. 

El Coleccionista es un lugar en el que el arte cobra vida a través de su excepcional oferta líquida en un espacio donde conviven sofisticación y desenfado. En él, pasado, presente y futuro se unen para crear una experiencia única que permita disfrutar de la efimeridad del tiempo, todo ello con un enfoque puramente artístico que ofrece la posibilidad no solo de beber auténticas obras de arte sino, además, de adquirir objetos de colección. 

Su propuesta se basa en una coctelería gastronómica donde la tecnología y la investigación están en armonía con la creatividad y la imaginación. De este modo, se emplea hasta un centenar de técnicas procedentes de la élite de la vanguardia gastronómica a nivel mundial, aplicadas en la búsqueda del sabor. 

La carta líquida es la protagonista indiscutible de El Coleccionista. Formada por 12 cócteles con alcohol, están elaborados con técnicas que van desde las redestilaciones hasta las fermentaciones, pasando por fat-washes, centrifugados, ultrasonidos, desalcoholización, trampantojos o texturas. Sobresalen tragos como “Óleo sobre lienzo”, en el que tanto el bartender como el cliente pintarán juntos esta obra de arte bebible eligiendo a partir de una selección muy especial de ingredientes; o “Ymanyá”, inspirado en la diosa de los marineros y de las travesías marinas. Se elabora a partir de una extracción en ultrasonidos de ron blanco en ortiguillas del mar Mediterráneo con una extracción de generosos en flor de hibiscus del mar Rojo, especias del mar Negro y balanceado con un toque de dátil ahumado del mar Pérsico. Para terminar, se incorpora un tuile de pistachos del mar Arábigo, un falso caviar de café, garum del mar Caspio y un gel de bergamota del mar Adriático.

Por otro lado, hay tres cócteles de edición limitada, que complementan la propuesta del espacio como si de una colección privada se tratase. Estarán disponibles hasta fin de existencias e incorporarán destilados y productos vintage que harán la delicia de unos pocos afortunados. 

Como toda buena sala de coleccionismo, este espacio cuenta también con un repertorio único e irrepetible solo disponible para 10 personas en todo el mundo. Con el nombre “El club de los 10”, se creará un cóctel a partir de botellas irrecuperables que saldrán a subasta; una vez cerrada la puja, el cliente definirá el precio de las 10 únicas unidades disponibles, y sus iniciales se escribirán a pluma en la carta de El Coleccionista con la fecha de puja y el nombre del cóctel. Otro de los aspectos que marcan la diferencia es que toda la carta de coctelería está también disponible en su versión sin alcohol, manteniendo las mismas propiedades organolépticas.

La propuesta culinaria tiene un papel complementario en El Coleccionista y está formada por una pequeña selección que incluye algunos de los platos y snacks más icónicos del chef Dani García. Entre ellos, sus emblemáticos brioches, entrantes como el edamame a la brasa y un par de opciones dulces. En paralelo, también hay lugar para el café, y es que, durante la primera hora de apertura, el espacio contará con dos divertidas versiones de café acompañados de unos mignardises especiales.

Con una capacidad de hasta 28 comensales, El Coleccionista se convierte así en el nuevo espacio del chef malagueño en la capital, tras la apertura el pasado mes de septiembre del restaurante Tragabuches en Marbella. 

Artículo anteriorPago llega a tu casa para traerte el mejor Jaleo y ¡sin resaca!
Artículo siguienteDEWAR’S INAUGURA EN MADRID DEWAR’S EXPERIMENTA.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí